social selling

6 trucos de social selling para aumentar tus ingresos

El social selling es una técnica que consiste en utilizar las redes sociales para conseguir ventas. Se trata de un proceso continuado donde se debe interactuar con los usuarios y crear una relación sólida para conseguir nuestros objetivos. Hoy te traemos 6 trucos para aumentar tus ingresos usando esta técnica.

Está demostrado que las empresas que utilizan el social selling consiguen muchas más ventas que aquellas empresas que no utilizan las redes sociales. Y es que en la época que estamos viviendo, es una de las herramientas más importantes para conseguir llegar a más público y que esto se traduzca en mayores beneficios.

Esta técnica es un desafío que no solo consiste en tener un perfil en las redes sociales que hayamos decidido. No solo basta con tener un perfil, hay que explorar las posibilidades que nos ofrecen y darles a los usuarios lo que esperan. Es importante mantenernos activos, enlazar con contenido externo e interactuar con otros usuarios o marcas.

6 trucos de social selling para conseguir vender más

Escoger las redes sociales adecuadas

Este sería el primer consejo que debemos seguir. Y es que no todas las redes sociales serán adecuadas para todos los negocios. En función de quién sea nuestro público objetivo tendremos que centrarnos en unas u otras.

Un ejemplo sería que si nuestra empresa es B2B podemos usar varias redes, pero una de las más importantes sería LinkedIn, ya que es la plataforma perfecta para encontrar a otros profesionales.

Un negocio orientado a la venta de productos relacionados con la moda podría sacarle el máximo partido a Instagram, donde tanto en las publicaciones como en el formato stories puede enlazarse directamente a una landing page o página de venta.

Conseguir recomendaciones de usuarios

Las recomendaciones de los propios usuarios son una de las claves para conseguir mayores ventas a través de las propias redes. Es una parte del marketing que debemos aprovechar porque no hay nada que funcione mejor que las propias personas dando opiniones sobre nuestros productos y recomendándolos a sus amigos.

Dentro de esto entraría la relación con los microinfluencers. Como negocio podemos colaborar con usuarios que tengan más seguidores que la mayoría de las personas pero no tantos como los influencers. Su relación con los usuarios es más cercana y puede conseguir aumentar las ventas dando una buena opinión sobre nuestros productos.

Emplear la publicidad para llegar a más usuarios

Es imprescindible sacarle el máximo partido a las herramientas que nos ofrecen las redes sociales, especialmente la publicidad. En función de la red social donde nos movamos, habrá una u otra manera de promocionar publicaciones y debemos adaptarnos al formato para causar la mejor impresión en los usuarios.

Da un buen uso a tus redes sociales

El social selling conlleva un buen uso de las redes sociales. Esto quiere decir que no solo debemos compartir contenido propio en las redes, ni mucho menos solo publicidad. El buen funcionamiento de una red social propicia que consigamos llegar a nuestro público objetivo con mayor eficacia.

Para esto debemos tener paciencia y trabajar a diario para conseguir unos objetivos previamente planteados. Es importante interactuar con otros usuarios y otras marcas con las que podamos establecer vínculos profesionales que nos ayuden a aumentar nuestras ventas.

Redirige tus publicaciones a landing pages

Las publicaciones promocionadas y la publicidad debe estar redirigida a landing pages que hayamos creado para esa ocasión. De esta forma los usuarios harán clic y accederán exactamente donde queremos que vayan y tendremos un registro de todos los que han adquirido un producto o servicio a través de esta publicidad.

Las redes sociales son un trampolín para las ventas pero primero tenemos que haber llegado a nuestro target de forma eficaz y conseguir que estén dispuestos a dar el paso de comprar.

Ofrece descuentos exclusivos

Los descuentos y ofertas exclusivas para nuestros usuarios de las redes sociales siempre consiguen resultados. Estamos haciendo que nuestros seguidores se sientan especiales y aprovecharán ese momento en particular en el que les estamos ofreciendo uno de nuestros productos o servicios a un precio inferior.

Es importante saber aprovechar las oportunidades y no hacer descuentos especiales todo el tiempo. Para esto podemos escoger fechas concretas, además de desarrollar una campaña puntual relacionada con un momento concreto del año. Esto suele activar a los usuarios y les anima a actuar.

Llevando a cabo estos consejos conseguirás tus objetivos en redes sociales. No puedes olvidar medir los resultados de forma periódica para saber si lo que estás haciendo está funcionando como se esperaba o hay que hacer cambios en el desarrollo de la campaña. Analizar las visitas a la web a través de la landing page y las visitas en tu perfil dentro de las redes sociales puede ayudarte a conseguir antes tus objetivos.

Si quieres leer más sobre consejos para llevar a cabo campañas de marketing online, no dejes de pasarte por nuestro blog. En nuestra web encontrarás toda la información sobre nuestros servicios de consultoría; si tienes cualquier duda puedes escribirnos sin compromiso.

tipos de remarketing

¿Qué tipos de remarketing existen y cuándo utilizar en cada caso?

El remarketing es una forma de crear campañas personalizadas para un usuario que anteriormente haya visitado una página web. Con esto se consigue aumentar el ROI. Existen diferentes tipos de remarketing en función de dónde se vayan a llevar a cabo las campañas, y hoy te hablamos de todos ellos.

Un usuario accede a una web, esto se registra mediante las cookies. De esta forma se sabe cuál ha sido la actividad del usuario en la web y esta información se añade a una lista de remarketing para después llevar a cabo las campañas. De esta forma, solo los usuarios que hayan accedido a determinado contenido podrán ver los anuncios que crearemos para nuestras campañas de remarketing.

Es de esta manera como los usuarios ves nuestros anuncios cuando navegan por otras webs. El remarketing es muy efectivo y cualquier negocio debería implementarlo en sus campañas.

Tipos de remarketing y cuándo utilizar cada uno

El remarketing tiene grandes ventajas y podemos encontrar diferentes tipos en función de dónde se desarrollen las campañas o el formato de las mismas. Los anuncios de este tipo suelen ser muy efectivos porque se dirigen a un público que ya conoce la marca, de forma que cuando vea el anuncio ya sabrá de qué le están hablando y tendremos parte de su atención.

Tipos de remarketing en Google

Estándar

Este tipo es el más habitual; el que consiste en mostrar los anuncios en otras páginas webs que el usuario visitará después de haber estado en la nuestra.

Dinámico

Este tipo de remarketing sería ideal para tiendas online ya que los anuncios que se mostrarán en las siguientes webs que visite el usuario serán solo de productos concretos en los que se haya interesado. Es una forma muy efectiva de recordarle al usuario un producto o servicio; puede que se lo piense mejor y pase a la acción.

Remarketing audiovisual

Este tipo de anuncios se pueden mostrar directamente en un vídeo de Youtube, en una app del Smartphone o en otro sitio web, pero consisten en vídeos.

Para apps de smartphones

Este tipo de anuncios que el usuario verá están relacionados directamente con una app que haya visitado o utilizado anteriormente o apps de la misma empresa de otra que ya tiene instalada.

Tipos en email marketing

El carrito abandonado

La tasa de conversión es alta en este caso. Cuando un usuario deja el carrito de la compra de tu tienda online con productos dentro, se enviará un mail recordándoselo. De esta manera podemos motivar a que el usuario finalice la compra, porque tal vez quería hacerlo más tarde y se le había olvidado.

Estándar

Es el más habitual de este tipo, y es que cuando el usuario abre un mail o por ejemplo hace clic en un enlace. En este momento se activa directamente una campaña.

Tipos de remarketing en redes sociales

En este caso, en vez de mostrarse los anuncios en una web, lo harán en los espacios dedicados a publicidad dentro de las redes sociales.

Remarketing en Facebook

Facebook es la red social donde la publicidad se ha explorado más. Las opciones son bastante amplias en cuanto a crear campañas directamente dentro de la red social, pero también participa del remarketing.

Cuando el usuario ha estado en nuestra web o ha interactuado con un video o una publicación de la propia red social, verá anuncios relacionados con ello.

Remarketing en otras redes: Twitter, Linkedin o Instagram

De la misma forma que Facebook, el resto de redes sociales también muestran a los usuarios anuncios relacionados con sus intereses en el caso de haber visitado una web o haber manifestado interés en algún producto o servicio.

Muchas veces estos anuncios son incluso cuentas concretas que pueden interesarle, en muchas ocasiones utilizando la misma publicidad interna de la red social para mostrárselo al usuario.

El remarketing es una estrategia elemental en el marketing digital actual. Puede no ser lo primero que tengamos que hacer pero sí es una herramienta que debemos implementar en cuanto tenemos un mínimo de alcance.

Consejos para llevar a cabo las campañas

Debemos tener en cuenta que mostrar el mismo anuncio una y otra vez a la misma persona puede ser considerado spam y la campaña puede no obtener los resultados que deseamos.

No te olvides de medir continuamente y ver si lo que estás haciendo está funcionando. Es importante marcarnos objetivos en plazos para cambiar las estrategias en el caso de que no estemos teniendo los resultados esperados.

El remarketing no es solo para grandes empresas, cualquier negocio con presencia online debería recurrir a las campañas de remarketing para aumentar el ROI y conseguir mejores resultados a medio plazo.

Si quieres leer más sobre marketing digital no dejes de pasarte por nuestro blog. En la web encontrarás más información, además de nuestros servicios de consultoría.

marketing social

Iniciativas de marketing social contra el Coronavirus

La situación que está aconteciendo actualmente nos ha afectado a todos. Se trata de un cambio al que, como empresas y profesionales debemos adaptarnos. Hoy te hablamos del marketing social; cómo lo han implementado algunas grandes empresas y por qué es importante.

La nueva realidad actual presenta diferentes problemas a los que las empresas deben buscar soluciones activas y rápidas. En las últimas semanas, la situación social ha cambiado por completo y esto ha hecho que la forma de consumo o de previsiones sea totalmente diferente.

Cuando una marca se ve sometida a este tipo de estrés repentino es cuando podemos comprobar si es sólida. La transformación digital puede darnos muchas herramientas y recursos para solventar este tipo de contratiempos, que para nada son predecibles.

Qué es el marketing social

Todos sabemos ya a estas alturas lo que es el marketing, el marketing digital y cómo está formado por diferentes tipos de recursos que nos ayudan a hacer crecer nuestro negocio. Pero el marketing social no pretende promocionar una marca o un producto; el marketing social se encarga de difundir y darle visibilidad a una idea imprescindible para superar un problema social.

Toda marca o negocio tiene ya su público objetivo, sus clientes potenciales y clientes reales, que son fieles a la marca. Con el marketing social intentamos convencer a esas personas a que pongan de su parte para poder vencer los problemas del momento. En este caso, el marketing social está orientado a superar la situación del coronavirus y, de esta manera, las empresas lanzan campañas para animar a las personas a seguir adelante y a colaborar.

El marketing social es una responsabilidad, pero también beneficia a la propia empresa. Un negocio que crea campañas para alentar a la población a seguir adelante es visto como una empresa con responsabilidad social, y esto los consumidores no lo olvidan.

Los usuarios, nuestro público objetivo, no solo quiere una empresa que oferte determinados servicios o productos relacionados con un momento determinado del año. No podemos olvidar que nos estamos dirigiendo a personas, y como tales, tienen inquietudes, preocupaciones y empatía. Los usuarios quieren marcas que no solo realicen ventas a toda costa, sino que se comprometan socialmente y muestren que están formadas por personas, igual que ellos.

El marketing social implica, no solo comunicar el cambio que queremos que nuestro público objetivo lleve a cabo, sino también participar del mismo. La implicación social de la empresa debe ser real; y esto en algunos casos no sucede, lo que hace que los usuarios se desencanten por la marca.

Cómo se deben llevar a cabo estas estrategias contra el coronavirus

Teniendo en cuenta la situación actual que nos ha tocado vivir, hay una serie de pautas que deberíamos seguir para transmitir correctamente el mensaje social.

Debemos mostrarnos empáticos y comprensivos. Esto implica el uso de situaciones personales, ejemplos reales y otras cuestiones que nos hagan entrar en contacto directo con nuestro público objetivo. Deben sentir que somos personas reales y no una marca abstracta.

Deberíamos mantenernos fieles a los principios de nuestra marca y enfocar el marketing social en esa dirección. No sirve de nada que defendamos ciertos valores habitualmente si en un momento de crisis los ignoramos totalmente.

Los objetivos de ventas a corto plazo deberían dejarse de lado. En una situación como la actual, es ridículo centrarse en los objetivos económicos inmediatos; lo ideal es mirar hacia el futuro y establecer una estrategia con vistas a cuando todo se vaya estabilizando.

Es el momento ideal de ampliar nuestros medios de comunicación con nuestro público objetivo. Si no tenemos un podcast, puede que sea el momento adecuado para crearlo. Lo mismo con una newsletter o cualquier otro tipo de canal. Realizar videos en directo puntuales o cursos gratuitos puede ser una forma de fidelizar a nuestros posibles clientes, de la misma manera que estamos ofreciendo un contenido que mantenga activo y entretenido a nuestro target.

Algo que debemos medir mucho es la forma en la que nos comunicamos. Saber qué palabras utilizar, en estas situaciones, es primordial para conseguir estar cerca de nuestros clientes potenciales y que ellos sientan que estamos en su bando.

No podemos olvidar medir todas estas acciones que llevamos a cabo durante estos momentos. Puede que algunas tengan una repercusión inmediata, aunque no podemos olvidar que debemos enfocarlo hacia el futuro. Esto también es importante para saber cómo responder o reaccionar ante cualquier tipo de situación impredecible.

Si quieres leer más sobre marketing digital y cómo usar las herramientas que nos ofrece para crecer, no dejes de pasarte por nuestro blog. Echa un vistazo a los servicios que ofrecemos en nuestra web.

teletrabajo 4 herramientas para mejorar la productividad de tus empleados

Teletrabajo: 4 herramientas para la productividad de tus empleados

El teletrabajo es una opción más que factible para el desarrollo de algunas actividades empresariales. Pero también exige un compromiso y una organización desde el primer momento que puede hacerse cuesta arriba. Hoy te contamos todo sobre cómo aumentar la productividad de tus empleados y varias herramientas para ayudaros.

Teletrabajar consiste en llevar a cabo diferentes actividades que el empleado desarrolla normalmente en la oficina, pero desde casa y con la misma jornada laboral. Esto puede llevarse a cabo de manera más sencilla en función del tipo de actividad o del puesto de trabajo. Está claro que hay diferentes tipos de empresas que no pueden desarrollar toda su actividad desde casa.

Existen diferentes herramientas que pueden ayudarte a ti y a tus empleados a mejorar la productividad y mantener el correcto desarrollo de la actividad empresarial. También hay una serie de consejos para conseguir los objetivos marcados sin contratiempos.

Consejos para conseguir la mayor productividad con el teletrabajo

Una jornada laboral fija

En función de cómo se haya planteado la manera de trabajar desde casa, podemos estar ante una jornada de trabajo que se adapte a las nuevas necesidades o ante los mismos horarios que tenía tu empresa en la oficina.

Esto se puede aplicar tanto a tus trabajadores como a ti: es importantísimo trabajar dentro de estos horarios y no sobrepasarlos. Solo por el hecho de que estamos en casa podemos tender a trabajar en cualquier momento.

No marcarse unos horarios fijos durante los cuales estamos trabajando y hacerlo en cualquier momento del día, hará que tanto tú como tus trabajadores no desconecten del trabajo y la productividad será menor pero el estrés será mayor. Es necesario tener un horario para poder desconectar del trabajo.

El lugar de trabajo

Es importante, tanto si tenemos una oficina en casa, desde la que trabajamos en ocasiones, como si va a ser algo puntual, durante un mes; tengamos un lugar para trabajar. Debe tratarse de un despacho o una habitación donde tengamos todas las cosas que podemos necesitar para desarrollar nuestra actividad para no tener que movernos de un lado a otro.

Es importante crear un ambiente agradable que fomente la productividad. Debemos atribuir a ese espacio concreto la función de trabajar. De esta manera, cada vez que nos sentemos frente a nuestro ordenador, nuestro cerebro se acostumbrará a que es el momento de concentrarse para llevar a cabo las tareas.

Vestirse como si estuviéramos en la oficina

Tanto para tus trabajadores como para ti es importante mantener una organización desde el primer momento. Vestirse como si fuéramos a salir de casa para ir a la oficina activará esa parte del cerebro que nos dice que tenemos que ponernos a trabajar.

Esto será muy beneficioso para aumentar la productividad, mucho más que si trabajásemos en pijama. Otra razón para vestirse son las reuniones de la empresa que podemos celebrar a través de una videollamada.

4 herramientas para la productividad de tus empleados con el teletrabajo

Slack

Es una aplicación de comunicación donde podemos crear diferentes canales para las diferentes secciones o proyectos. Podemos usarla desde el ordenador pero también desde el Smartphone, ya que cuenta con una app.

Es un punto de encuentro tanto para ti con tus trabajadores como para ellos, que pueden crear sus propios grupos de chat para trabajar de forma cómoda desde sus casas y llevar a cabo proyectos puntuales o a largo plazo.

Trello

Es un organizador de tareas. Podemos encontrar diferentes aplicaciones de este tipo. Trello es intuitiva y podemos asignar diferentes proyectos y trabajos a los trabajadores, que estarán registrados también en la app.

Podemos clasificar los proyectos a través de etiquetas, según la importancia o según el equipo que se vaya a encargar. Permite adjuntar enlaces, fechas de vencimiento y otros datos importantes.

Los trabajadores estarán al día del desarrollo de los proyectos, que se van cambiando de una sección a otra: en proceso, terminado, etc.

Hangouts, herramienta fundamental en teletrabajo

Es la herramienta de Google a través de la cual podemos comunicarnos con nuestros trabajadores cada día, hacer videollamadas y enviar mensajes instantáneos por chat. Además, al trabajar a través de Gmail podemos hablar y crear diferentes grupos con los diferentes equipos.

Las reuniones sobre la organización del trabajo del día a día o semanalmente pueden ser muy instructivas y verse las caras siempre ayuda a tener las cosas más claras en el teletrabajo, además de la sensación real de estar trabajando.

Sesame

Es la herramienta perfecta para controlar el horario de la jornada laboral. Esta aplicación funciona a través de la geolocalización, de esta forma podemos saber que nuestros empleados están en su puesto de trabajo, aunque se encuentren en su propia casa.

Es muy útil porque puede que no todos los trabajadores tengan las mismas jornadas laborales, y de esta manera podemos controlar las horas que hace cada uno.

Si quieres leer más sobre aumento de la productividad no dejes de pasarte por nuestro blog. En nuestra web encontrarás más información sobre nuestros servicios de consultoría.